logo blog fotografia
PORTADA   ~   TARIFAS   ~   BODAS   ~   VÍDEOS   ~   FAMILIA   ~   PERSONAL   ~   ¿ DUDAS ?

email

Qué vestir en una boda


Invitados en general

Hay que recordar que casi siempre tenemos en nuestro armario ropa apropiada a cada ocasión. Por eso, no salgas corriendo a comprarte una ropa para una boda sin que sepas antes cuál será el estilo de esa boda: si es una boda muy formal, formal, semiformal o informal. Espera a que te llegue la invitación porque ahí pondrán la formalidad de la boda y la hora a que se realiza.

vestido invitadas boda

Vestirse Invitadas para una boda

Todas sabemos que hay invitadas que pecan por exceso pues a final de cuentas en esa fiesta ¿quién as la novia? Quien se viste para llamar la atención en una boda se equivoca. Debes atender siempre al estilo de la fiesta, casual o formal. En España, tradicionalmente cuanto más tarde la hora del día más formal será la fiesta.

En general lo ideal es que las invitadas a la boda sea de día o de noche, es que las normas para vestirse indican que se han de llevar colores claros y tonos pastel y evitar los vestidos con colores fuertes o muy intensos.

Si estás organizando tu boda, una buena idea es indicar en la invitación a tus invitados como han de vestirse.

Hay mucha gente también que en estas ocasiones se pone ropas que no suele llevar a menudo, lo que les deja incómodos. En caso de duda, opta por algo más sencillo, aunque, atención, ¡sencillo no significa deportivo! Tampoco olvides que ir a una boda toda vestida de negro es una pésima idea. Esa es ropa para funerales. Negro, sólo si lo combinas con otros colores, y lo mismo con el blanco… no eres tu la novia, ¿verdad?

Pero no solo está prohibido ir vestida de blanco a una boda, por no competir con la novia, si no que el beige o marfil, blancos rotos y otros tonos también entran en conflicto con estas normas sobre como vestirse para ir a una boda.

Una boda no es un baile de gala, y por eso necesita de ropa adecuada. Una ceremonia exige alguna moderación en el uso de dorados u otros complementos muy llamativos, pero también en la actitud. Y si se trata de una celebración religiosa, será conveniente no exagerar ni en los escotes ni en las aberturas de las faldas. Los escotes han de ir cubiertos hasta la hora del banquete con estolas, chales, o pañuelos.

Además, aunque sea una fiesta y se baile, no hay que ir vestida como su fueras a bailar a una discoteca un sábado cualquiera. Los vestidos demasiado atrevidos, con mucho escote o la falta muy corta -esa en la que no puedes agacharte ni un poco si no quieres que se te vea todo- están prohibidos. Recuerdo que las normas de protocolo de vestir en una boda tienen en cuenta que es un ambiente familiar, con niños, tios, primos, abuelos, etc.

LEE TAMBIÉN:  El poder de la confianza

¡Y nada de transparencias en los vestidos de las invitadas!

Si optas por llevar guantes, hazlo solamente si es una boda muy formal y quítatelos para la celebración. Tampoco pongas anillos sobre los guantes, no extiendas la mano para saludar sin quitártelos y no comas con ellos. El uso de guantes largos, en España, no es usual, ni siquiera en grandes recepciones.

Los sombreros siempre despiertan en estas ocasiones algunas dudas: ¿cuándo usarlos? La finalidad primera de un sombrero es proteger del sol; por ello, solo deberán llevarse si la boda es de día. De cualquier modo, llegado el momento de decidir si lo debes llevar o no, recuerda que no es un complemento obligado, a menos que venga referenciado en la invitación. En una boda formal podrás sustituirlo por la típica mantilla con peineta si eres muy muy tradicional.

En las bodas informales, lo más apropiado es un vestido por la rodilla o un traje de falda y chaqueta. Si no te gusta mostrar las piernas, puedes optar por un traje con pantalón.

En una boda formal o de etiqueta, la ropa deberá tener un aire más sofisticado y el traje deberá ser largo. Podrás llevar también estolas, bisuterías, complementos brillantes y bolsitos en pedrería bordada, pero este tipo de boda tampoco es un baile, y exige cierto decoro, como no llevar un vestido de volantes, o lleno de lantejuelas que ofusque a la novia.

Invitados
Las bodas formales y de etiqueta en España habitualmente se realizan por la noche. Si no hay información en contra en las invitaciones, esta será siempre una ceremonia de etiqueta.
Aunque una boda formal también se puede realizar a medio día, si así lo entienden los novios. En estas bodas de día, los invitados llevarán chaqué, obligado para el novio y padrinos, con camisa blanca, gemelos y corbata. Los invitados deben llevar siempre corbata al ser una boda formal. Si es una boda de noche, se usa el esmoquin, con faja o chaleco, camisa de cuello paloma y corbatín. En este tipo de bodas, los hombres no deben usar colores claros o blanco, a menos que sean militares, ¡claro!

LEE TAMBIÉN:  Como organizar tu boda desde internet

En las bodas semiformales, se pueden usar trajes de tonos más claros, como arena, o caqui, pudiendo dispensarse la corbata. En una boda que no sea formal, el color puede ser acorde a la luminosidad del día, o sea, cuanto más tarde, más oscuro deberá ser el traje.

En las bodas informales puedes llevar apenas una tradicional chaqueta con o sin corbata. Puedes ver fotos ejemplos de invitados en los reportajes de boda de esta web:
Boda en Campo Anibal y opiniones.

Madres, madrinas y padrinos
Es conveniente que sea la novia quien decida de los vestidos de la madre y de las madrinas. Mejor preguntarle qué tipo de ropa llevar, que buscarse algo que a ella no le agrade. Si la boda es formal, el traje deberá ser largo, sobretodo si son mayores. El traje de los padrinos debe ser de acuerdo a la ceremonia y al del novio; si se trata de una boda formal, tanto el padrino como el novio deberán llevar chaqué. Si no, un traje similar al del novio oscuro y sencillo. En bodas informales en verano los tonos pasteles para los trajes de novio y padrinos también son posibles.

La novia
Mejor no excederse en bordados, encajes, velos bordados con cristales, ramos llenos de brillantes o, peor, todo junto; piensa que elegancia no es sinónimo de exagero, más bien todo lo contrario.

El vestido de novia es, por regla, un vestido formal. Pero hay unos más formales otros ¿Cómo los distingues? Por la tela y los complementos.

La seda, los bordados, los encajes, la largura, las piedras, al igual que un velo largo son considerados elementos determinantes en un vestido formal. Todos los otros vestidos no son demasiado formales, como, por ejemplo, un vestido por la rodilla. En una boda formal el ramo de la novia también debe ser confeccionado con flores más exquisitas.

Últimamente las bodas tienden a ser más naturales y más sencillas, y el vestido de novia también lo es. Cada vez es más frecuente ver novias vestidas con sencillos vestidos con cortes muy naturales que dan más libertad de movimiento. Las largas colas son cosa de la historia pasada. Ampa vistió en su boda que yo fotografié un vestido de color rosa muy sencillo y que llamó mucho la atención por la sorpresa que causó.

LEE TAMBIÉN:  Boda en Campo Anibal

El uso de un sombrero en lugar del velo, perolas, ramos con flores exóticas, u otros, indican una boda menos formal. Puedes ver fotos ejemplos de una novia vistiéndose con sus complementos en esta web: http://www.joaquincorbalan.com/blog/mas-de-lucia-boda-castellon-fotografo/

Segundas, terceras bodas.

Sucede hoy, muchas veces, que ya no hay una boda apenas en la vida, y como tal, también se hace necesaria cierta sobriedad a la hora de vestirse, si acaso la novia ya no se casa por primera vez. No significa esto que una novia que se casa por primera vez tenga que hacerlo de blanco. De hecho, el blanco, para fotografías, es un color que “sale peor” por su luminosidad que otros colores más ricos, como el rosa o champán. Pero, un vestido blanco, queridas amigas, infelizmente sólo es apropiado para una primera boda. Para una boda siguiente, el traje de la novia podrá ser de colores como el beige, el champán, el rosa… ¡todo menos blanco! Y si elijes un color más vivo, pues no pasa nada: puedes demostrar así que tienes una personalidad más extravagante… pero, ojo con grandes ramos o velo.

El novio
He estado en bodas que recuerdo por su buen gusto, y otras que me divirtieron por su lado más aterrador, y que me han enseñado lo que no se debe hacer.

El novio no tiene que parecerse a un payaso o un mago. También él tiene derecho al buen gusto y a la sobriedad elegante que se merece.

Primer consejo: no vestirse del mismo color del ramo de la novia, ni de la mantelería del banquete.

traje novio

Tampoco debes combinar la corbata con el pañuelo, ni con ningún otro color de la fiesta.

No debes llevar botas, ni zapatos deportivos o zapatos con suela de caucho; por muy tentador que lo encuentres, no combinan con una boda. Usa siempre zapatos con cordones porque podrás llevarlos después en muchas otras ocasiones.

Para los dos: ¡nada de mascar chicles durante la celebración! ¡Hoy todo queda registrado por el fotógrafo!

Ahora que ya tienes algunas cosas más claras, date una vuelta por este otro post con más ideas para organizar tu boda, o ve directamente a conocer mis precios para los reportajes fotográficos de bodas.


Deja un comentario:



 

Todas las fotografías publicadas en este sitio son propiedad del fotógrafo Joaquin Corbalan de Valencia, y están protegidas por leyes nacionales e internacionales.